Yoga-Prenatal-Embarazadas

El embarazo es una etapa en la vida de una mujer con grandes cambios físicos, mentales, emocionales y espirituales. 

El yoga es una práctica milenaria que ayuda a crear un equilibrio entre esos aspectos de tu ser. Esto se consigue a través de la intención, la respiración y las asanas (posturas de yoga). Por ello el yoga es una de las prácticas más idóneas durante el embarazo. Aunque nunca hayas practicado yoga puedes empezar despacio, respetando tu cuerpo y con modificaciones para el embarazo y tu nivel (siempre con la recomendación de tu comadrona o ginecóloga).

Una de las maneras que la práctica del yoga ayuda a encontrar esa armonía es dándote un tiempo y un espacio en el que puedes crear una intención, un objetivo. Crear una intención para el embarazo y el nacimiento de tu bebé es un aspecto importante para el bienestar tuyo y de tu bebé. ¿Cómo quieres vivir tu embarazo? ¿En que ambiente deseas que nazca tu hijo? ¿Qué quieres transmitir a tu bebé en útero y a tu recién nacido desde el primer instante? Paz, amor, seguridad, armonía, calor, y confianza, son alguno de los adjetivos que vienen a la mente de muchas madres. El yoga puede ayudar a crear esas intenciones y abrir el paso a un embarazo y un parto consciente y placentero. Durante el yoga puedes dedicar cada práctica a una idea, un sentimiento, una necesidad, una meta, o a lo que tú deseas. Por ejemplo, puedes dedicar la práctica a sentirte más unida a tu bebé, tener un embarazo sano, y/o un parto maravilloso. A medida que va avanzando la práctica sentirás como florece esa dedicación y verás que encuentras esa consciencia y esa conexión con la intención a la que le has dedicado la práctica.

Físicamente hablando las posturas en yoga, las asanas, ayudan en el embarazo a aliviar tensiones, a mejorar posturas, y a abrir caderas, lo cual es importante a la hora de dar a luz. También te enseña a enfocarte en la asana en concreto en la que estas trabajando, cosa que a veces supone un reto físico y mental que puede ayudar a entrenar tu mente y tu cuerpo a enfocarse en la respiración, en los beneficios que recibes de esa postura y de estar presente en el momento, así pudiendo afrontar el reto con fuerza y determinación. A la hora de dar a luz esto se traduce a la consciencia de respirar, mantener el enfoque y aceptar el trabajo del parto con tranquilidad y determinación.

En Vinyasa Yoga se valora mucho la respiración. Enfocarse en ello conscientemente ayuda a profundizar la respiración consiguiendo un efecto calmante y alejándote de las preocupaciones de la mente, lo cual ayuda que te encuentres más centrada y relajada, así pudiendo escuchar a tus instintos, deseos, y corazón. Esta respiración te da pausa a sentir en tu interior al ser que esta creciendo dentro y conectar con él. ¿Qué mejor comienzo para el bebé creciendo dentro de ti que sentirle y darle el amor de manera profunda y consciente incluso antes de nacer? Durante el trabajo del parto es importante respirar de manera relajada, realmente no importa como, con tal de que escuches a tu cuerpo. La respiración que se práctica en yoga da una buena base de conexión con tu cuerpo y tu respiración, que resulta muy instintiva y relajante durante el parto. La respiración durante el yoga te ayuda a concienciarte y a encontrar tu centro, la conexión contigo misma y con tu bebé. Esto facilita tu conexión con la respiración instintiva en el momento del parto y abre el paso a un parto consciente, conectado, y positivo.

Todos los aspectos de yoga son integrales y beneficiosos. Yoga te puede ayudar en todas las etapas reproductivas, desde la concienciación y conexión con tu cuerpo antes de la concepción, a la conexión con tus deseos y tu bebé en el embarazo, a una saludable recuperación postparto, y hasta disfrutando con tu bebé en brazos en clases  especificas de yoga con tu bebé. La mejor manera de conocer todas las ventajas del yoga es tomando una serie de clases y así vivir tu propia experiencia con el yoga, siempre respetando tu cuerpo y dónde estás en tu etapa reproductiva.

Hacer Comentario